Cala Millor

Cala Millor es un gran centro turístico, con más de 25.000 plazas de alojamiento en hoteles y apartamentos, situado en la costa este de Mallorca, distribuido entre los municipios de Sant Llorenç y Son Servera. Desarrollado a lo largo de la costa, ocupa buena parte de la bahía en la que se encuentra. El atractivo más destacado de Cala Millor es su extensa playa, la cual se extiende a lo largo de casi dos kilómetros, con un paseo marítimo que la recorre de arriba abajo. La oferta de alojamiento es muy variada y de calidad, con la mayoría de hoteles y apartamentos situados en la primera línea delante del mar, con una zona peatonal detrás. Son muchos los turistas que año tras año, eligen alguno de estos hoteles para disfrutar sus vacaciones, con la familia o con los amigos. También encuentran tiendas de todo tipo y una gran cantidad de cafeterías, bares y restaurantes, de entre los que destacaremos el restaurante Tià Jass, situado en un moderno y singular edificio de la calle Bon Temps, donde se pueden degustar algunas de las mejores especialidades de la cocina mallorquina.

Aquellos que buscan disfrutar de la marcha nocturna, también encontrarán su lugar en Cala Millor, en alguna de las discotecas que hay, o bien en cualquiera de los pubs que permanecen abiertos hasta bien entrada la madrugada, puntos de encuentro para personas de diferentes nacionalidades.

Los deportes también tienen su lugar en Cala Millor con diferentes puntos donde alquilar bicicletas, muy adecuadas para desplazarse de un lugar a otro, ya que el terreno es plano y hay muchas zonas cerradas al tránsito motorizado, se puede practicar el tenis, squash, fútbol, voleibol en la playa, buceo, golf, etc. Muchas de estas actividades se pueden practicar en los mismos hoteles, si bien destacan las instalaciones del Club Can Simó.

El primer hotel se edificó en 1933 y fue el hotel Eureka, por aquel entonces solamente había unas pequeñas casas de campesinos, utilizadas para almacenar algas para los animales y como lugar de veraneo. De la misma manera que otros lugares de la costa de Mallorca, durante la década de los años sesenta con el boom turístico, se inició la construcción en masa de hoteles y apartamentos. Desde entonces, los establecimientos privados y los espacios públicos, han sufrido constantes reformas de embellecimiento y mejora.

La playa de Cala Millor, con una longitud de 1750 metros y 35 m de ancho es una de las más concurridas durante el verano, con unas aguas transparentes y limpias. Actualmente la regeneración natural de la arena presenta problemas, debido a la destrucción del sistema de dunas con la construcción de los hoteles y apartamentos sobre la playa, por este motivo se ha tenido que recorrer a la regeneración artificial de arena.
Servicios; Multitud de tiendas, restaurantes y bares, socorristas, duchas, deportes, hamacas, sombrillas y velomares para alquilar.

Latest Comments

  1. Pingback: Costa de los Pinos – Islas Baleares marzo 31, 2016
  2. Pingback: Cala Bona – Islas Baleares marzo 31, 2016

Leave a Reply